Proyecto busca la empoderación de los consumidores

Proyecto busca la empoderación de los consumidores

Bajo esta iniciativa, los consumidores podrían recibir hasta 20% de las multas que aplica el INDECOPI (Instituto Nacional de Defensa de la Competencia y de la Protección de la Propiedad Intelectual) a las empresas.
Realiza el seguimiento correspondiente a los reclamos presentados por los consumidores en el Libro de Reclamaciones de los distintos establecimientos muchas veces implica asumir costos y tiempo adicional. En este sentido, un gran porcentaje de ellos simplemente quedan registrados.

Dada la situación antes descrita, Miguel Castro, actual presidente de la Comisión de Defensa del Consumidor del Congreso, comentó que se está trabajando en una iniciativa para resarcir económicamente al consumidor tras los reclamos que realiza contra los proveedores de bienes o servicios.

En esta línea, declaró que: “Estamos ultimando detalles y esta semana será presentada a la bancada (de Fuerza Popular), que esperamos será bien recibida, y posteriormente será debatida en la Comisión (de Defensa del Consumidor)”. Al respecto, precisó que no se trata de una indemnización para el consumidor, sino de un resarcimiento que parte de las multas que Indecopi aplica a los proveedores.

De esta forma, indicó que han estimado un 20% de las multas que aplica el INDECOPI. No obstante, dicho porcentaje será parte del debate que se realice sobre la iniciativa. Cabe resaltar que ese porcentaje serviría para cubrir los costos y costes que implica el proceso mismo.
Estos esfuerzos radican en que el Libro de Reclamaciones no tiene el efecto deseado en las empresas y estas no se ven persuadidas para corregir una mala conducta en contra del consumidor, por lo que se ha considerado que la retribución económica podría tener un mejor resultado.
“También estamos impulsando a una cultura del reclamo, a la que el consumidor tiene derecho”, expresó.
De otro lado, Castro advierte que, si los reclamos no proceden el consumidor también podría verse afectado. Apuntando así, por una correcta sustentación en los reclamos.
Ahora bien, para que la motivación del reclamo no sea solo la parte dineraria, en este proceso se deberá cumplir algunas etapas, entre ellas que el proveedor tiene un plazo de 15 días para subsanar el reclamo que realiza el consumidor.
De esta forma, se espera que se alivie la carga procesal que podría tener Indecopi para resolver los reclamos de los consumidores. En Argentina ya se aplicó una medida similar y ha tenido efectos positivos sobre los proveedores y en el consumidor.


Related Posts

Podcast más reciente